UGPP y cómo recompensar a los colaboradores sin pagar impuestos

por José Guerra
Lectura de 4 min.

La Unidad de Gestión Pensional y Parafiscales (UGPP) es la entidad colombiana que vigila y controla que las organizaciones estén cumpliendo con todos los estándares normativos, en relación a los aportes al Sistema de Seguridad Social del país. 

La misma establece que cuando el colaborador reciba remuneraciones adicionales a su salario que superen el 40% del total de su remuneración salarial, la organización deberá aportar sobre la cantidad del exceso al Sistema de Seguridad Social.

Sin embargo, entre los criterios que la UGPP indica para determinar la liquidación de los aportes al Sistema de Seguridad Social quedan exentas “las sumas que recibe el trabajador de manera ocasional y por mera liberalidad del empleador como primas, bonificaciones o gratificaciones ocasionales, participación de utilidades, excedentes de las empresas de economía solidaria”. 

Una forma de continuar ofreciendo recompensas sin derivar en una multa por incumplimiento es a través de los reconocimientos sociales. Estos reconocimientos no solo incluyen aquellos cuando los resultados son sobresalientes. A veces el reconocimiento social es simplemente un “gracias por tu apoyo incondicional en esta tarea urgente”, que fomenta una cultura de apreciación dentro de la organización.

Por otro lado, los reconocimientos sociales no necesariamente deben estar acompañado de un componente monetario. De hecho, cuando lo tienen, pudiera existir el efecto rebote. En psicología social, esto se conoce como el “efecto de la sobrejustificación”:

Una tarea que una vez fue intrínsecamente motivadora para alguien (como hacer un buen trabajo), de repente se convierte en una motivación extrínseca al estar compensada con un premio o dinero. Si se retira la recompensa o es baja en comparación con las expectativas, el interés hacia la tarea disminuye o desaparece en su totalidad y deben nuevamente ofrecerse recompensas extrínsecas para que la actividad continúe. 

Es por esta razón que los programas de reconocimiento con premios monetarios se complementan muy bien con los reconocimientos sociales ya que ambos fomentan la cultura de reconocimiento, apreciación y agradecimiento, de manera intrínseca y extrínseca, al tener roles distintos. Los reconocimientos sociales pueden hacerse constantemente, ayudan a modelar conductas y empoderan a toda la organización fomentando el liderazgo. Por su parte, los reconocimientos monetarios pueden hacerse esporádicos para cumplir con la UGPP y son útiles para reconocer grandes logros que impliquen esfuerzos de largo aliento. 

Tener un programa de reconocimientos que contemple ambos tipos de reconocimiento, permite fomentar la cultura de apreciación en la organización, lo cual a su vez aumenta el compromiso  de los colaboradores. De hecho, de acuerdo al estudio Talent 2020 realizado por Deloitte, el compromiso de los empleados, la productividad y el rendimiento son 14% más altos en las organizaciones donde existe una cultura de reconocimiento que en las que no. 

Descubre más sobre cómo fomentar una cultura de reconocimiento en tu organización revisando nuestra Product Sheet!

Nueva llamada a la acción

 

José Guerra
Escrito por José Guerra

Chief Marketing Officer, GOintegro

Nueva llamada a la acción

SUSCRÍBETE PARA RECIBIR CONTENIDO EXCLUSIVO DE NUESTRO BLOG